Auster, todo el mundo tiene algo memorable que contar

Uno de esos libros menores de Paul Auster, pero indispensables para explorar su obra, es  ‘Creí que mi padre era Dios’, un conjunto de historias escritas por radioyentes y recopiladas por el novelista neoyorquino para componer una obra absolutamente imposible y descabellada a la que llamó ‘Proyecto de un Relato Nacional’, pues pretendía, mediante un coro de voces anónimas, juntar un millón de detalles, de historias pequeñas, para elaborar el rostro de una nación, para sugerir esa otra historia hecha de sucesos íntimos que nunca tiene sitio en el relato oficial de la Historia.

Lo esencial en este libro de Auster que no escribió Auster es que el narrador norteamericano cede a la convicción de que todo el mundo tiene algo memorable que contar. Lo importante, lo que señala la estatura como narrador de Auster en ese libro que no escribió él, es el hecho de que la inmensa mayoría de las historias recopiladas suenan a él, son eminentemente austerianas, demostrando que Auster es de esos creadores que ha conseguido imponer una voz, una particular manera de mirar el mundo para permitirnos oírla o descubrirla, para que percibamos su tacto en obras en los que ni su voz ni su tacto han intervenido (más allá de la obvia intervención que el acto de seleccionar implica).

Este asunto de imponer una voz no tiene por qué darse siempre en autores que nos resultan cercanos: se suele dar también en autores que no brillan entre nuestros predilectos pero a los que difícilmente podremos escatimarle una presencia insoslayable. La voz de Auster ha conseguido formular un mundo propio en tan evidente medida que ya es casi imposible no topar, en la vida o en la ficción, con una de las soberanas coincidencias que pueblan sus obras y no pensar enseguida: parece una ocurrencia de Auster.

La voz de Paul Auster  JUAN BONILLA (2006)

Acerca de Carlos

Aunque crecí y trabajé en la gran ciudad, he vivido también en una zona rural y ahora en Addis (Ethiopia). Me gusta dar paseos por el campo y la montaña. Disfruto con mi familia, con la lectura y cuando me dejo llego a escribir algo. Me gustan los escritores que escriben sobre escritores o sobre el proceso de escribir o de ser, como Paul Auster, Enrique Vila-Matas. Pero también paso buenos ratos con policiacos, sagas y comedias. Soy Doctor Ingeniero Agrónomo y Master en Evaluación y trabajo en temas relacionados metodologías de intervención en cooperación y desarrollo. He tenidos experiencias en cooperación internacional para el desarrollo a nivel ONGD , instituciones y organismos regionales, estatales y Universidades. He sido voluntario, investigador y consultor independiente en temas de desarrollo. He trabajado en temas relacionados con la evaluación de políticas de desarrollo para el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación en Madrid. He trabajado en temas de Evaluación, aprendizaje e investigación como freelance (independiente). He trabajado cuatro años para FAO en Ethiopía en refuerzo de espacios de coordinación, seguimiento y evaluación para la resiliencia…ahora para UNICEF América Latina reforzando capacidades en evaluación y aprendizaje Tengo otro blog igual de raro: Aprendiendo a Aprender para el Desarrollo (TripleAD) https://triplead.blog/
Esta entrada fue publicada en Autores, Escritor@s y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .